5 razones para elegirnos

Adaptación progresiva

Con cariño, sin pausa, pero sin prisa_

El primer año de colegio es una etapa emocional complicada, porque estás introduciendo a tu hijo en un ambiente que, aunque necesario y útil en su aprendizaje, es totalmente nuevo. Cada niño descubre el mundo que le rodea y se adapta al cambio de forma absolutamente personal.

Por eso, el equipo de profesores del centro garantiza un aterrizaje a la escuela sin sobresaltos. Respetamos en todo momento su proceso evolutivo y madurativo, asegurando su bienestar y tu tranquilidad.

Personalización

Cada alumno es único_

Una de las cosas que más valoran los padres y madres de nuestro alumnado, es la capacidad de personalización del proyecto educativo a cada caso, a través de nuestro servicio de Orientación, desde los 3 años hasta la Universidad.

Sabemos que va a ser muy importante para ti, que el colegio de tu hijo esté formado por personas que se preocupen por su adecuado crecimiento personal. Para ello, tiene desde los 3 años, tutorías individualizadas y personalizadas, a partir de las que se creará un historial de aprendizaje que te permitirá conocerlo en cualquier momento, así como todo lo que pueda ayudarle a mejorar.

Cada alumno cuenta en SAFA con un plan 100% individualizado y adaptado a sus capacidades, habilidades y necesidades.

Más que un colegio

Educación global_

El colegio no es solo un lugar, se trata de una de las etapas más bonitas en la vida de tu hijo. En SAFA la entendemos como una oportunidad, no solo de aprender, sino también de compartir y disfrutar junto a personas, que siempre van a ser importantes para él.

Por eso cuidamos especialmente su bienestar físico, emocional y social. Somos capaces de aportar todo lo que necesita en su proceso de aprendizaje: Amplia variedad de deportes y actividades extraescolares, con asesoramiento individualizado de la mejor opción para cada alumno; proyectos educativos transversales y enriquecedores en todos los aspectos y, además, contamos con servicio médico dentro de nuestras instalaciones.

Cultura del esfuerzo

Solo existen personas capaces_

Ni las cosas se consiguen solo con pedirlas, ni las circunstancias en las que vamos a vernos serán siempre fáciles. Por eso queremos acompañar a tu hijo en su educación, enseñándole a ser y a sentirse capaz. Capaz de lograr cualquier cosa que se proponga, porque lo único que necesita es esfuerzo.

Promovemos proceso de aprendizaje basado en el esfuerzo, con la confianza y seguridad que nos aportan casi 90 años de experiencia. Todo el personal del centro está altamente cualificado y en constante formación y actualización en metodología pedagógica para para garantizar siempre esta cultura.

Futuro flexible

Pequeñas grandes personas_

Todo está en constante evolución, por ello, nos implicamos especialmente en el desarrollo de aquellas habilidades que permitirán a nuestros alumnos, que hoy se encuentran en sus primeros años de escolarización, estar preparados en cualquier escenario futuro.

Tu hijo va a aprender a adaptarse al cambio. Entre nuestras competencias contamos con las máximas garantías de éxito en idiomas y tecnología, siempre en constante actualización No sabemos qué nos deparará el futuro, pero lo que sí podemos garantizar, es que estará preparado para ello.